Sabaneta

Cabecera del municipio Alberto Arvelo Torrealba, en el noroeste del Estado Barinas, Venezuela. Pueblo natal del Presidente Hugo Chávez.

Prólogo

“Permítanme siempre estas confidencias muy del alma, porque yo hablo con el pueblo, aunque no lo estoy viendo; yo sé que ustedes están ahí, sentados por allí, por allá, oyendo a Hugo, a Hugo el amigo. No al Presidente, al  …

Confidencias

Permítanme siempre estas confidencias muy del alma, porque yo hablo con el pueblo, aunque no lo estoy viendo; yo sé que ustedes están ahí, sentados por allí, por allá, oyendo a Hugo, a Hugo el amigo. No al Presidente, al  …

Las propias raíces

La abuela Rosa Inés decía: “Muchacho, no te encarames en esos árboles”. Yo me subía arriba, chico. Había un matapalo en el patio donde me crié, era un patio hermoso y uno se subía en todos esos árboles. El matapalo  …

Saca veinte o considérate raspa’o

Cuando mi padre era mi maestro de cuarto grado, me consta que revisaba mi prueba una y tres veces, con mayor rigor que las otras. Yo a veces reclamaba justicia, tratamiento igual, pero no, mi padre era más duro conmigo.  …

El arañero

Ustedes saben que yo vendía arañas. Desde niño, más o menos, tengo noción de lo que es la economía productiva y cómo vender algo, cómo colocarlo en un mercado. Mi abuela terminaba las arañas y yo salía disparado. ¿Pa’ dónde  …

Los fantasmas de Sabaneta

Estaba recordando a mi compadre Alfredo Aldana, en Sabaneta, al “Chiche” Frías, a “Pancho” Bastidas, “Cigarrón” Tapia. Yo era un niño como de diez años, ellos eran unos zagaletones de catorce y quince. En las noches se ponían una sábana  …

El primer discurso

Recuerdo la primera vez que di un discurso, cuando llegó el primer obispo a Sabaneta de Barinas. Estaba en sexto grado y me pusieron a leer unas palabras, a darle la bienvenida al obispo González Ramírez, algo así se llamaba.  …

El Pensamiento

Mi papá empezó a dar clases de primaria, por allá en Los Ras­trojos. Tenía sexto grado, no había liceo en Barinas. Luego con­siguió un puestico de maestro por allá en un monte, pues. ¡Ah!, pero entonces se inscribió en los  …

El viejo como un guerrero

El día jueves en la noche mi padre sufrió un accidente cerebro vascular, cumpliendo con sus labores allá de gobernador de Barinas. Se la pasa por los pueblitos atendiendo a la gente, viviendo con la misma angustia existencial que vivimos  …

La semilla

Aquí en la Academia me gané mi diploma de contrainsurgencia, curso de armas de apoyo, calificaciones. Vean, vean mi firma en ese tiempo. Una firmita ahí, novedosa. ¡Ah! Aquí está. Vean ustedes que yo no estoy inventando. Estos son los  …